Decisiones marcadas por envases

Decisiones marcadas por envases

El negocio del “Packaging” y el “branding” está cada vez más presente. Las decisiones de compra de los conusmidores no sólo están influidas por la calidad del producto sino también por otros aspectos como el tipo de envase, la información que incorpora o, por supuesto, el diseño del mismo.

delaviuda_post La imagen de marca se ha convertido en un factor decisivo para las empresas. A pesar de la crisis, tanto grandes como pequeñas marcas no han querido descuidar este aspecto porque, de haberlo hecho, habría agravado la situación.

Los tiempos de revisión del packaging y branding se han acortado enormemente. Antes, las empresas estaban dispuestas a cambiar los envases cada seis u ocho años y ahora, sin embargo, lo hacen cada tres o cuatro.

“Es un sector en crecimiento”, apunta Pepe Torquemada, CEO de La Cía. Además, todo ha pasado al libre servicio. Nadie te aconseja llevarte una leche u otra. La decisión la tiene el cliente y una empresa como La Cía es la encargada de ayudarte a tomarla. La imagen de un pack tiene que ser potente, transmitirte sensaciones, emoción, claridad. No olvidemos, que para muchos es su “herramienta de comunicación más importante”.

delaviuda2_postTodo cuenta

No solo se debe tener en cuenta el diseño (aunque por supuesto es lo más fundamental) sino que también entran en juego factores como el producto que van a contener, la comodidad del envase o los colores que se deben utilizar.

El resultado final es lo más importante y por eso en La Cía disponemos de una impresora 3D para poder reproducir formatos reales del envase, además de herramientas que nos permiten simular las luces de supermercados o neveras para ver como ésta afectará a los productos.

Todo lo que se diseña y se muestra en pantalla tiene que ser perfectamente realizable. El tipo de materiales resulta decisivo en este proceso y los departamentos técnicos de La Cía deben tenerlos estudiados al milímetro. No es lo mismo una lata de aluminio, un cartón o un cristal porque los diseños se ven de distinta forma en todos ellos.

Grandes cambios y grandes éxitos

Hace unos años, pronunciar Delaviuda era sinónimo de Navidad. Esto puede ser muy bueno si la marca no quiere vender nada fuera del marco navideño o muy perjudicial si su intención es totalmente contraria. La pregunta era, ¿cómo conseguirlo? Todo empezó por el estudio y renovación de su packaging. El cambio necesitaba ser contundente pero no revolucionario. Se apostó por mantener colores, elegir una tipografía más moderna y añadir la palabra “Confitería”, lo que permitió a la empresa salirse del marco estacional.

Comentarios (0)
Regístrate para comentar
Leerlos todos
 

Comentario

Ocultar Comentarios
Volver

¡Este sitio web es único y necesitará de un navegador moderno para funcionar correctamente!

¡Por favor, actualiza!

Compartir