Inspiracional Root Beer

Inspiracional Root Beer

El mundo ha pasado, pasa  y pasará por épocas complicadas. Lo que está claro es los emprendedores han visto, ven y verán oportunidades en la adversidad.

Roy Allen, creador de la famosa  A&W Root Beer, es un ejemplo.

En 1919, en Lodi, California, en un desfile en honor a los combatientes de la Segunda Guerra Mundial, Roy ofreció  a pie de carretera una bebida espesa y cremosa, beer root.  Sin alcohol y muy refrescante. Su creación fue un éxito y Frank Wright convierte en su socio. En 1922, Allen y Wright combinan las iniciales de sus nombres para crear la nueva marca A & W Root Beer .
Roy impulsó el primer concepto de servicio en la calle y sin bajarse del coche: «drive-in» y «Tray-boys». Luego, en 1924, Allen compró las acciones de Wright e inició un programa de franquicias, en las que se vendía en exclusiva A&W Root Beer, convirtiñendose en la primera cadena de restaurantes de franquicia de América.

Después de la guerra más de 450 franquicias estaban abiertas.  Más cambios en la propiedad se llevaron  a cabo durante los años 60 y 70, pero el único lugar donde podía conseguir A & W Root Beer era en los restaurantes de la cadena. Sin embargo, los estadounidenses querían disfrutar de ella en su casa.

En 1971 fueron capaces de hacer precisamente eso. Latas de A & W y las botellas fueron un éxito inmediato cuando se introdujeron por primera vez en Arizona y California.En marzo de 1995 adquiere la marca  Empresas Seven-Up, Inc., de Cadbury Schweppes y con ellas crece en canales de distribución y venta.

El diseño es de packaging actual responde a la evolución de la marca a lo largo del tiempo, con un buen resultado y una clara estrategia de diferenciación. La espuma desbordante de  crea un efecto original y consigue una fácil identificación en el lineal. El fondo de madera recuerda el origen artesanal y las tipografías aportan un toque retro que refuerza su personalidad. Un pack marca.

El diseño de la botella del sabor principal está bien construido, considerando que no es un sleever, sino una etiqueta y que la estructura intenta recordar a la lata.

El crecimiento en variedades  no se hace esperar. Diet, desde el punto de vista del diseño está bien logrado. El consumidor no se confunde. Como sugerencias para una mayor  precisión en la ejecución creativa:  la intromisión de la palabra «diet» en la marca podría haberse evitado, sin tener que sacrificar «since 1919″… su historia inspiradora…

Recientente en el lineal, la encontramos compartiendo con 7 up el tapón y la estrategia promocional.

¿Qué te parece?

 

http://www.rootbeer.com/home.aspx

Volver

¡Este sitio web es único y necesitará de un navegador moderno para funcionar correctamente!

¡Por favor, actualiza!

Compartir